• #LaNoticiaEs

¡OPINIÓN! LETRAS DE JUAN GABRIEL


  • Desencuentros y ausencias, notable alejamiento en las cabezas del GAP.

  • Higinio y Martha por un lado, Delfina y Horacio por otro; es inocultable.

  • Se desgasta el cariño entre texcocanos de cara a las elecciones del 2023.

  • Gobierno de Tianguistenco se da el lujo de perder demandas millonarias.

  • Rodrigo Archundia Barrientos será el nuevo vicefiscal de Justicia.


POR JUAN GABRIEL GONZÁLEZ CRUZ

Algo no anda bien en el llamado Grupo de Acción Política (GAP) de Morena y concretamente en el clan Texcoco.


Del secreto a voces ya pasó a ser escándalo del que se prohíbe hablar e incluso insinuar: la división del GAP rumbo a las elecciones de gobernador del 2023.


Por un lado, Higinio y la delegada del partido en la entidad, Martha Guerrero; y por otro, los empoderados Delfina Gómez Álvarez, secretaria de Educación Pública y Horacio Duarte Olivares, titular De las Aduanas Nacionales.


Las señales de un alejamiento son evidentes; hay quienes aseguran que ya hay una ruptura, pero lo que no se sabe es qué tan profunda o irreparable pueda ser.

Sólo basta recordar y analizar las últimas reuniones que ha encabezado el senador Higinio Martínez con diputados locales y federales, alcaldes y ex presidentes municipales, líderes y toda esa “camarilla gapista”.


El último de los cónclaves de la llamada estructura del GAP se llevó a cabo este martes en su ya conocido búnker del “Hotel Casa Blanca” de la Ciudad de México y en el que se dio cita la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheimbaum. Por supuesto encabezó Higinio, pero tal y como ha sucedido en los últimos meses, no estuvieron presentes ni Delfina ni Horacio, ni representantes de ellos por si se les ocurre la excusa de que tienen encomiendas nacionales con la 4T.


Según la convocatoria de esta nueva reunión con Martínez Miranda fue para analizar los avances rumbo a la Consulta Popular para la Revocación de Mandato del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador del 10 de abril, pero las murmuraciones sobre los ausentes estuvieron en la mesa.

Otro terreno donde se han friccionado los intereses del GAP es en la Delegación Federal de Programas para el Desarrollo en el Estado de México, cuyo titular Juan Carlos González Romero ya reventó en varias ocasiones contra el senador Higinio y ha optado por tocar base sólo con Delfina Gómez y Horacio Duarte.


Y lo dicho. La puesta en marcha del nuevo Aeropuerto Felipe Ángeles (AIFA) en territorio mexiquense sería algo así como el disparo de salida rumbo a la sucesión en la gubernatura mexiquense, donde por un lado Delfina y Horacio no dudaron en presumir su asistencia al evento inaugural y –por otro- Higinio no ha querido ni podido justificar su ausencia en tan importante arranque de una de las obras más emblemáticas del presidente López Obrador.


El caso es que en el escenario político los huestes morenistas del Estado de México han optado -desde muy temprano- por exhibir que ya hay desacuerdos y un desgastado cariño entre texcocanos.



CANCIÓN, DICHO O REFRÁN

“Déjate caer desde el primer round”…

Seguramente el Ayuntamiento de Tianguistenco que encabeza el alcalde priista, Diego Moreno Valle, tiene recursos públicos de sobra y una eficaz recaudación de impuestos locales como para darse el lujo de perder demandas millonarias. Resulta que la administración municipal tendrá que pagar alrededor de 5 millones de pesos por dos litigios: uno con la Comisión Federal de Electricidad (CFE) por 3 millones y otro con un particular por 2 millones. Pero no se crean que fue por tarugos, más bien por demasiada astucia en aras de afectar las arcas municipales; fuentes del ayuntamiento han revelado la presunción que desde dentro de la administración a alguien se le ocurrió no otorgar “poder notarial” para defender la causa, es decir, adrede se habrían dejado caer los laudos seguramente con la intención de alcanzar moche del erario perdido. ¿Serán capaces?



Cuchara grande por aderezar el caldo…

Siguen los ajustes en la Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM) tras la llegada de José Luis Cervantes Martínez. Tal y como lo adelantamos en este espacio, el primero en irse fue Jorge Mezher Rage de la Oficialía Mayor y su lugar fue ocupado por Roberto Durán. Cabe mencionar que con la salida del ex fiscal, Alejandro Jaime Gómez Sánchez, también se fue el vicefiscal Germán García Beltrán, por lo cual este espacio quedó acéfalo pero a partir del 1 de abril el nuevo vicefiscal será Rodrigo Archundia Barrientos, hasta ahora Fiscal Antisecuestros, aspirante a fiscal general y llegó a la recta final (terna) en el pasado proceso de designación. El premio para Archundia Barrientos por aderezar y legitimar la llegada de José Luis Cervantes será ocupar el segundo puesto operativo más importante de la FGJEM pero no se confundan, el dúo que sigue mandando, quitando y poniendo gente en la Fiscalía es el de Alberto Bazbaz Sacal y Alfredo Castillo Cervantes.

404 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo