• #LaNoticiaEs

¡OPINIÓN! LETRAS DE JUAN GABRIEL


  • Intempestiva salida de Ernesto Nemer de la Secretaría de Gobierno.

  • Claves por las que Nemer queda fuera del proceso sucesorio del 2023.

  • Luis Felipe Puente, hombre de todas las confianzas de Enrique Peña.

  • Higinio celebra rotación en la SGG, recrimina falta de resultados.


POR JUAN GABRIEL GONZÁLEZ CRUZ

Al menos cinco elementos rodearon la intempestiva salida de Ernesto Nemer Álvarez de la Secretaría General de Gobierno del Estado de México (SGG), con lo cual es casi seguro que ha quedado fuera de la jugada priista por la sucesión del Poder Ejecutivo en el 2023.


1.- El enfrentamiento entre presuntos criminales con fuerzas federales y estatales de este martes en Texcaltitlán, donde el saldo fue de 11 muertos del lado de los maleantes. Nemer siempre contuvo -en el discurso- el avance de la delincuencia en el Estado de México y concretamente en la zona sur de la entidad. Ernesto se va arrastrando más de una decena de cadáveres como resultado de las últimas horas de su gestión al frente de la Secretaría encargada de la estrategia de seguridad y justicia en la entidad. Un terrorífico día para abandonar el cargo y buscar futuro político.


2.- Entre la refriega en Texcaltitlán y la rotación en la SGG, el gobernador Alfredo del Mazo Maza se reunió en Metepec -en público y en privado- con tres aspirantes priistas a la gubernatura: Alejandra del Moral Vela, Ana Lilia Herrera Anzaldo y Laura Barrera Fortoul. La señal es tan clara como definitiva: del lado del PRI será mujer quien encabece la candidatura, al menos que en una eventual alianza con el PAN se determine que Acción Nacional proponga a Enrique Vargas como candidato. Para este capítulo faltan días y meses de álgida negociación.


3.- Mientras Nemer decía adiós y le tomaban protesta al sucesor, Luis Felipe Puente, en la sede nacional del PRI el dirigente Alejandro Moreno Cárdenas sostenía una reunión de reclamos y señalamientos con ex líderes del partido como Roberto Madrazo, Beatriz Paredes, Dulce María Sauri, Humberto Roque, entre otros incluyendo personajes mexiquenses.


4.- El semblante de Ernesto Nemer durante el anuncio de relevo en la Secretaría de Gobierno confirmó que su salida fue una manera poco ortodoxa y abrupta. Para el estilo de Nemer, donde los protocolos y la liturgia son pilares de su formación política, resulta relevante la imagen con la que fue reemplazado de la secretaría más importante del gabinete estatal. A esto habrá que añadirle el contundente mensaje de autoridad por parte del gobernador, Alfredo del Mazo para anunciar el cambio: “He decidido nombrar como Secretario General de Gobierno a Luis Felipe Puente Espinosa”.


5.- Ernesto Nemer dejó en el escritorio una agenda incompleta. Primero esta semana no hubo conferencia de prensa; segundo, este miércoles tenía programada una visita a Los Reyes la Paz para el informe de los 100 días de la alcaldesa Cristina González; y para el martes 21 estaría encabezando la Mesa de Fortalecimiento Municipal en su tierra: Metepec.


En fin, hay quienes sugieren que fue una salida pactada; pero también están los que intuyen que Ernesto pudo haber infringido reglas no escritas del camino sucesorio por la gubernatura y hasta una desgastada relación con varios ex gobernadores. Sólo el experimentado Nemer Álvarez sabe cómo se determinó su sorpresiva separación de la Secretaría General de Gobierno.



CANCIÓN, DICHO O REFRÁN

El libro de "El Bachiller", de Amado Nervo...

¿Quién es Luis Felipe Puente Espinosa, nuevo Secretario General de Gobierno del Estado de México? Nada más y nada menos que una de las personas de toda la confianza del ex presidente Enrique Peña Nieto y del compadre Luis Enrique Miranda Nava. Es técnico en Administración de Empresas Turísticas y sus últimos cargos en la administración pública han tenido que ver con el manejo de la política de protección civil a nivel federal y estatal. En lo estrictamente personal, Puente Espinosa tiene vínculos de familiaridad política con prominentes apellidos de Atlacomulco, pues es consuegro de Mayolo Rodrigo del Mazo Alcántara.



Sobre el muerto la coronas…

Así como hubo personajes que le dieron la decorosa despedida a Ernesto Nemer de la Secretaría General de Gobierno (SGG), también salieron los políticos de oposición como el senador de Morena, Higinio Martínez Miranda quien –a toro pasado- consideró que la dimisión del priista “era de esperarse ante su intrascendente desempeño”, y remató: “nunca quiso entrarle al tema de la seguridad de los mexiquenses”. El morenista tiene razón, Ernesto siempre rehuyó al escabroso asunto de la delincuencia que cada vez gana más terreno en el Estado de México; pero Higinio debió ser más congruente y claro, porque le faltó decir que Nemer tampoco quiso entrarle con a los juegos de la 4T y en especial a los acuerdos con el Grupo de Acción Política (GAP). En los pasillos del poder se sabe que Martínez Miranda sufrió un notable desplazamiento en las oficinas de Lerdo 300 con la llegada de Nemer Álvarez a la SGG, se le acabaron las buenas comidas y los excelentes tratos que tuvo con el también ex secretario General de Gobierno, Alejandro Ozuna Rivero. De eso –lo sabe Higinio- hay evidencia y constancia en esta columna.

608 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo