• #LaNoticiaEs

¡OPINIÓN! LETRAS DE JUAN GABRIEL


  • Golpe desde la Comisión de Honestidad y Justicia a Higinio Martínez.

  • Estatuto obliga a líderes de Morena a renunciar como funcionarios.

  • En esta tesitura Nazario Gutiérrez y próximamente Martha Guerrero.

  • Secretarios “Delmacistas” ni se despeinaron en la Legislatura local.

  • PAN afina su estructura a partir del Consejo Político rumbo al 2023.


POR JUAN GABRIEL GONZÁLEZ CRUZ

La semana pasada adelantamos que antes de iniciar las precampañas (el 14 de enero del 2023), Delfina Gómez Álvarez solicitará licencia definitiva como senadora propietaria, lo cual se traduce en que Martha Guerrero deberá terminar la encomienda en el Congreso de la Unión, porque la maestra se enfocará de tiempo completo a su candidatura por el gobierno del Estado de México.


Para amarrar esta tesitura y en caso de que el Grupo de Acción Política (GAP) de Higinio Martínez Miranda se ponga en una actitud rejega, en las últimas horas la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia de Morena publicó los criterios que deberán acatar los integrantes de los órganos ejecutivos del partido y que a su vez tienen cargos públicos o de elección popular.


Es decir, va con toda la dedicatoria para Martha Guerrero Sánchez y Nazario Gutiérrez como presidenta y secretario general del Comité estatal, respectivamente; la primera senadora suplente de Delfina y el segundo es diputado local.


Para entenderlo mejor. No se podrá ser funcionario público y dirigente partidario al mismo tiempo, según el artículo 8 del estatuto morenista:


• “Los órganos de dirección ejecutiva de Morena no deberán incluir autoridades, funcionarios o integrantes de los poderes legislativo, ejecutivo y judicial de los municipios, estado y la federación”


• “De lo anterior se desprende que quienes se encuentren en dicha situación deben separarse de su cargo público como autoridades, funcionarios o integrantes de los poderes ejecutivo, legislativo y judicial, local o federal EN UN PLAZO BREVE”.


Al mismo tiempo la Comisión de Honestidad y Justicia del partido advierte que quienes no acaten esta resolución caerán en incumplimiento a la normatividad y serán sancionados por el mismo órgano partidario.

Para efectos de estrategia política se trata de una jugada echa desde la dirigencia nacional de Mario Delgado Carrillo con auspicio de la senadora, Delfina Gómez Álvarez, quienes de esta manera se sacudirán la presión de Higinio Martínez a través del Comité Directivo Estatal de Morena, pues cuando Gómez Álvarez pida licencia Martha Guerrero deberá asumir “sí o sí” la senaduría y por lo tanto, estatutariamente no podrá seguir como presidenta del partido en el Edoméx por una razón superior: el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador no va perder un sólo voto en el Senado de la República.


Si bien una de las alternativas es que sesione el Consejo Político para que se nombre a una o un nuevo dirigente del partido en la entidad, la salida inmediata es que la dirigencia nacional designe a un delegado especial para que “de tiempo completo” dirija la campaña por la gubernatura. Además, está segunda posibilidad le permitirá a la maestra Delfina transitar con la estructura partidaria sin la incomodidad de tener al lado los codazos y zancadillas de Higinio Martínez Miranda y sus alfiles. El nombre que se ha manejado como futuro delegado y coordinador de campaña para el Estado de México es el del ex gobernador, de Michoacán Leonel Godoy.



CANCIÓN, DICHO O REFRÁN

Perro que ladra no muerde…

Las recientes comparecencias de los secretarios del gabinete estatal, como parte de la Glosa del Quinto Informe del gobernador Alfredo del Mazo Maza fueron literalmente un día de campo; los diputados locales de la Cuarta Transformación -como es costumbre- sólo recurrieron a la alharaca de los gritos y sombrerazos para tratar de incomodar a los funcionarios estatales que tenían mucho qué responder, pero Morena se quedó corto a la hora de cuestionar. Salvo una que otra intervención, la mayoría de las preguntas de los morenistas estuvieron pobres en su contenido, lo que refleja que los legisladores de izquierda siguen sin ponerse a estudiar. Morena había advertido que arrinconaría y metería en aprietos a los secretarios en temas de inseguridad, ingobernabilidad, combate a la pobreza, obras inconclusas, servicios públicos deprimentes, etc., etc… no fue así, las posturas de los diputados se quedaron entre lo blando y lo complaciente. Ni siquiera con la secretaria de Desarrollo Social, Alejandra del Moral Vela y virtual rival de Delfina Gómez rumbo a la gubernatura del Estado de México los “diputados guinda” se pusieron intensos como se esperaba. Uno ya no sabe ni qué pensar: ¿o los morenistas continúan navegando en el mar de las limitaciones o -como lo marca la suspicacia- recibieron línea de su jefe político para quedarse en la displicencia. No confundan la protesta pueril con la obligación de diseminar y cuestionar los resultados de los informes anuales del gobernador priista Alfredo del Mazo; lo primero es politiquería, lo segundo es obligada responsabilidad.



La “pitufada” se alista para la pelea…

Quienes ya se reorganizaron para enfrentar “solos o aliados” las siguientes elecciones de gobernador son los panistas. Este fin de semana el Partido Acción Nacional acomodó su Consejo Político en el Estado de México e inicio el proceso para renovar a sus 125 comités municipales. Quizá la tarea más importante del PAN en la entidad sea la de lograr una base estructural certera, efectiva y procesal, pues en las últimas tres elecciones los números de este partido han tenido variaciones que ameritan una recomposición quirúrgica que le devuelva la identidad que tuvo de 1996 al 2006 en la entidad. Y es que mientras en las elecciones de gobernador del 2017 tuvo 682 mil votos en el Estado de México, para las federales del 2018 saltó a 1 millón 89 mil votos, pero en las del 2021 volvió a descender a los 887 mil votos en la entidad. Los panistas necesitan saber dónde están esos votos, ponerles nombre y apellido, tasarlos y transformarlos en su militancia, así como dejar de ser ese partido al que de pronto lo califican de elitista, sólo de esa forma puede ser más competitivo. Al PAN le urge deshacerse de la estrategia de tener militantes y simpatizantes de “primera y segunda”. Acción Nacional cuenta un voto cautivo, pero no sabe dónde está escondido… candidato ya tienen, Enrique Vargas del Villar, pero ameritan un ejército real y aceitado de movilizadores, sin simulaciones de esos panistas que en los últimos 15 años se han dedicado a administrar la derrota. La oportunidad la tienen.

3568 visualizaciones1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo